EN RIESGO COMERCIO EXTERIOR POR LARGAS FILAS EN LA FRONTERA

MATAMORS, TAMPS.-La Federación de Cámaras de Comercio, Servicios y Turismo del Estado de Tamaulipas, emitió un llamado para que los actores económicos y autoridades fronterizas de Mexico y EUA, busquen juntos esquemas de agilización de las filas en los puentes internacionales que durante la última semana se han disparado a tiempos de 3 hasta 6 horas, situación que está provocando una lesión a la cotidianidad del intercambio económico y social fronterizo, así como afectación al comercio exterior principalmente en las ciudades de Matamoros, Río Bravo, Reynosa y toda la frontera chica de Miguel Alemán.

Julio César Almanza Armas, presidente de la Federación de Cámaras de Comercio (FECANACO) expresó que el tema es grave y debe ser atendido con urgencia, explicó que en el caso de los niños que acuden de Mexico a escuelas de EUA se tienen reportes que en algunos casos estos deben hacer fila desde las 3:30 A.M. En el caso del intercambio comercial las personas que acuden a comprar al valle de Texas ya no lo hacen  con la misma frecuencia y quienes vienen de EU a realizar sus compras de mandado, medicamentos o servicios para aprovechar el tipo de cambio a su favor están empezando a dejar de cruzar, situación que se traduce en pérdidas millonarias para ambos lados de la frontera.

El presidente de FECANACO señaló que tienen informes de organismos americanos de la IP que esta situación se presenta por la rotación, reacomodo y disminución de personal del CBP (Custom Border Protection) derivado de la crisis de atención a migrantes que piden asilo en EU así como la amenaza de migrantes que llegan de manera masiva en caravanas, principalmente a las ciudades de Nuevo Laredo y Tijuana, acción que ha disminuido la capacidad operativa de los cruces en Tamaulipas hasta en un 60% al restarles personal dejándoles por debajo de la mitad de su capacidad mínima operativa.

Señaló que de no buscarse esquemas para regularizar la agilidad en cruces internacionales de manera urgente se corre el riesgo de dañar de manera permanente el entorno social y económico fronterizo, sumándose a ello la amenaza del cierre de fronteras manifestado por el presidente TRUMP ante su percepción de la tibieza del gobierno mexicano para detener la migración, situación que de darse agravará esta crisis.